¿Qué pasó en Cuba?

Con el entusiasmo que genera la visita del papa Francisco, hemos dicho que antes de llegar a México hizo una escala en Cuba, como si se tratara de  una pausa para descansar. No fue asi. Menuda escala, se detuvo en la isla para reunirse con el patriarca de las iglesias rusas ortodoxas. Una reunion que tardó casi mil años en sucederse, después que las hermanas más parecidas de las religiones cristiana, se hubieran separado.

En tiempos en que las diferencias dividen y que muchos quieren elevar muros para evitar que los otros pasen, Francisco y Cirilo abren los brazos y tienden puentes. Redactaron un acuerdo con treinta puntos que pronto tendremos tiempo de leer, analizar y entender. Las diferencias entre los ortodoxos y los católicos tienen que ver con la figura de María, con la idea del Purgatorio y del Primado. Por lo demás, creemos en lo mismo. Las dferencias no son mínimas, pero, al parecer, ambos jerarcas piensan que no son tan hondas que sean insalvables.

Desde la visión católica, Francisco busca reconciliación y hacer fuerza entre los que creemos en Cristo. Desde el punto de vista de Cirilo es la oportunidad de abrazar a los que escencialmente creemos en lo mismo. No es un tema menor lo que sucedía en Cuba, una isla en la que el régimen comunista y eminentemente ateo, reune una grey separada por la Historia. Reunir a ambos jerarcas y unirlos es un signo de esperanza en términos religiosos. Es curioso que esta reunion haya sido en ese lugar. Muchos le quieren dar lecturas simbólicas, es posible que se allá dado ahí por una conveniencia de tiempos y movimientos. Quién sabe. Raúl Castro se lleva el reflector y las palmas como el operador que posibilitó el encuentro.

No es una pausa a un viaje trasatlántico, es un punto histórico en el que dos obispos conjuntaron sus agendas. Me gusta la sobriedad de esa reunión. Sin cánticos melosos y cursis, sin chispazos mediaticos que nos lleva a reflexiones barateras. No hay golpes mediáticos, ni tantos flashes, sino sencillez y simplicidad. Quiero ver esos puntos de encuentro y entender cómo, tal vez, lo que hace muchos años separó el hombre, hoy lo pueda juntar Dios.

  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

a href=’http://cloud.feedly.com/#subscriptionfeedhttpwww.ceciliaduran.wordpress.com’ target=’blanco blank’>

Archivos

A %d blogueros les gusta esto: