Otro ratito

Arrebujada entre las cobijas, saco el dedo índice para comprobar la temperatura con la que amanece la mañana. Sí, hace frío. La mayor delicia es que puedo quedarme acostada otro ratito. Lo hago con regocijo porque no se me hará tarde para  ir a ningún lado, no hay pendientes, no hay preocupaciones en el tintero, hay tiempo. 

Llegó el diciembre de frío que deja dormir rico y que ayuda a que la cama te abrace y te pida que te quedes otro ratito. La felicidad de no tener que ignorar esa petición, es una delicia. En esta condición, las sábanas son más suaves, el cojín más mullido y el colchón se constituye en el mejor lugar de la tierra. 

Desde afuera, más allá de la ventana se escucha el rumor de un avión que tal vez viene o quizá se va. Me resulta delicioso pensar en que los que despegaron tuvieron que hacer cola, sentarse en una sala de espera, aguantar el frío, mientras yo estoy acurrucada en la cama. Los que llegan se deberán someter a los protocolos aeroportuarios, mientras yo sigo felizmente acostada.

Se nota que es domingo, el ruido de la calle entre semana no existe. Sí, de cuando en cuando se oye el motor de algún auto que avanza, pero, en general, es la calma lo que adivino allá afuera. La casa está en silencio, el reloj del abuelo marca las horas. Si fuera otro día, ya llevaría una hora dando clases, o iría rumbo a algún sitio, o me habría tomado varias tazas de café. Hoy, no.

Ni sonó el despertador, ni me martirizaron las alarmas que te dan oportunidad de sonar cinco minutos después ni hubo quien se atreviera a interrumpir el sueño. Desperté, sin embargo, prácticamente a la misma hora que de costumbre, unos cuantos minutos después. Pero ese tiempo adicional da frutos. Abro los ojos y no estoy cansada.

Lo mejor de estar despierta es que no tengo que salir corriendo de la cama para entrar a la regadera, arreglarme rapidísimo y salir de casa apresurada. Puedo quedarme otro ratito y sentir que por estos momentos, soy capaz de detener el tiempo entre los dedos. Sonrío, en ese otro ratito, los minutos son míos.

  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

a href=’http://cloud.feedly.com/#subscriptionfeedhttpwww.ceciliaduran.wordpress.com’ target=’blanco blank’>

Archivos

A %d blogueros les gusta esto: