El tiempo de Grecia

Dice el Fondo Monetario Internacional que el tiempo de Grecia se acabó. Las oportunidades para negociar y renegociar su deuda se acabaron y el país ha sido declarado en mora. ¿Qué quiere decir todo eso? En realidad, eso es lo que el mundo está a punto de descubrir, es la primera vez que un país de este nivel incumple con sus obligaciones en los setenta años de vida del organismo, sin venir de una crisis o de enfrentar un desastre natural. Así que las repercusiones reales apenas las vamos a conocer. Técnicamente, la consecuencia del incumplimiento en el pago es que se le restringen los fondos hasta que los compromisos hayan sido cumplidos. Es decir, hay que pagar para volver a ser sujeto de crédito.

La paciencia de Christiane Lagarde, directora gerente del Fondo Monetario Internacional y de Angela Merkel se agotó. Pagas o te vas, parece ser la consigna. Basta de conseciones, llegó la hora de enfrentar las consecuencias de los dispendios y los gastos excesivos. Pero la paciencia de los griegos también llegó al límite, en las últimas elecciones votaron en contra de la austeridad y a favor de un candidato que prometió menos limitaciones, menos sujeción a los bancos centrales y una política de cara al pueblo. También estamos a punto de saber qué significa eso.

La moratoria declarada a Grecia nos enseñará muchas cosas.  Aprenderemos lo que provoca ir en contra de organismos tan poderosos. Por lo pronto, la bolsa griega cerró operaciones y los bancos no abrieron sus puertas. Tsipras grita a voz en cuello que no tiene miedo y urge a los ciudadanos griegos a votar en contra de las exigencias de los acreedores. Amenaza con dejar la eurozona y llama a votar en el referéndum del próximo fin de semana. 

La gente está dividida. Salen a las calles, unos siguen apoyando a Tsipras, otros quieren aceptar las medidas y reformas exigidas por los acreedores. Piden la dimisión del gobierno y sí tienen miedo de que sus ahorros se evaporen y la economía griega se desintegre. La situación es delicada y afecta a todo el mundo. Esto es la globalidad y lo que pasa allá afeca acá. Por eso, hay todo tipo de iniciativas para salvar a Grecia, hasta un intento de crowdfunding que propone donar tres euros para reunir los mil seiscientos millones que se debieron pagar ayer. No está mal, en dos días han reunido cuatrocientos ochenta y cuatro mil euros, casi una tercera parte de la deuda total. 

Tampoco es que Grecia tenga la exclusividad en la historia de incapacidad de pago, Alemania misma en 1932 dejó de pagar indemnizaciones tras la caída de Wall Street. México en los últimos años del gobierno de López Portillo reconoció, en voz de su Secretario de Hacienda, Jesús Silva Herzog, que no había condiciones para cumplir con el pago de la deuda. La diferencia es que en ambos casos siempre hubo una manifiesta voluntad de sujetarse a las condiciones, asumir las consecuencias y obedientemente cumplir. Es decir, se pidió una disculpa sentida, se asumió el regaño y se acató el castigo. Sí, también se recibieron apoyos y se tuvo aue pagar por ellos. 

Ahora, vamos a ver que pasa cuando el niño no obedece. Ya se pasó el momento de las advertencias y la autoridad ya levantó la mano. Grecia está a punto de recibir nalgadas y el mundo de ver qué va a pasar. Ciertamente, como cuando escarmientan a un hermano, el sistema familiar sufre en su conjunto, así el mundo va a padecer junto con Grecia, sea cual sea el resultado del referéndum.

El tiempo de Grecia, en cierta forma ya se acabó y en otra apenas va empezando. Nos toca aprender el significado de estos tiempos y ver las repercusiones. 

  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

a href=’http://cloud.feedly.com/#subscriptionfeedhttpwww.ceciliaduran.wordpress.com’ target=’blanco blank’>

Archivos

A %d blogueros les gusta esto: