Castillos de lodo

Generalmente, cuando uno viene a la playa hay la ilusión de hacer castillos de arena. Fortalezas de granos dorados que representan ensueños y que tarde o temprano se llevará el mar. Hoy en Acapulco los castillos de arena son castillos de lodo. La ilusión se la llevó el agua desde antes. La mañana amanece casi sin nubes. Ya dejó de llover. Pero el olor a húmedo llena el ambiente. Ríos de lodo corren por donde antes había calles.
El lodo mancha, ensucia y a veces es sinónimo de deshonra. Enlodar el apellido significa desprestigio. Si dices que alguien tiene lodo en las manos quieres decir que hizo algo malo.Acapulco está lleno de lodo. Hay rapiña. Gente que se aprovecha del estado de confusión y roba. No me refiero a aquellos que roban comida. Ayer estuve afuera de Costco, había gente que se llevaba pantallas de plasma, colchones, equipos de sonido; carritos llenos de cacerolas, sartenes, botellas, almendras al limoncello, dulces, hieleras que luego remataban por doscientos pesos.
La tienda está inundada, hay que nadar para llegar ahí. Mujeres, jóvenes, niños también se llenaban de lodo las manos. No eran únicamente hombres fuertes. Salían totalmente mojados y con bolsas negras de basura llenas de todo lo que podían llevarse. Lástima, afuera estaban marinos que les quitaban todo lo que no era comida o artículos de primera necesidad. El castillo de lodo se caía. Algunos salían con las bolsas tan llenas que se les reventaban y todo su tesoro se quedaba flotando en las aguas terregosas. Adiós a la ilusión de quedarse con todas esas cosas.
La profundidad del agua en el,Boulevard de las Naciones ya bajó, es de un metro. Los camiones del ejercito que llevan despensas y ayuda pasan despacito rumbo a Puerto Marques en donde el agua tapa el primer piso de las casas. Algunos se quieren subir al camión y los soldados empuñan sus armas, no tienen pudor en apuntar a los que quieren invadir su espacio. Con los militares no se juega, seguro tienen licencia para dispararle al que se pase de listo.
Los turistas que quedaron varados cambian sus preocupaciones. Ayer se mortificaban por no poder llegar al trabajo, a la escuela o a sus labores cotidianas. Los planes se trastocaron seriamente. No podremos volver en un buen rato. El lodo obstruye el paso en carreteras y caminos. El lodo bloquea los túneles de la autopista del sol. La única forma de salir es por avión. Hay cinco vuelos diarios y cincuenta mil personas que quieren salir del puerto, a este ritmo llegaremos a nuestros destino diez minutos antes del día del juicio. Es urgente que el lodo se retire de los caminos.Hoy la preocupación ya no es llegar tarde, es perder el empleo, los proyectos, el año escolar. Hay gente a la que ya se le acabó el dinero. En los albergues hay tantas perdonas que la ayuda no alcanza.
El lodo es barro. El barro, aunque es lo mismo tiene una connotación positiva. Con el barro se construye. De barro fue hecho el primer hombre que recibió el soplo de Dios. Acapulco necesita el soplo de Dios. El barro, como material primigenio, da paso a la creación. Así se espera aquí la reconstrucción. Pero para llegar a esa etapa hace falta tiempo.
Hoy, los castillos son de lodo.

20130918-082503.jpg

Anuncios

2 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. Ana
    Sep 18, 2013 @ 17:17:09

    Me encanta leerte…..gracias x compartir.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

a href=’http://cloud.feedly.com/#subscriptionfeedhttpwww.ceciliaduran.wordpress.com’ target=’blanco blank’>

Archivos

A %d blogueros les gusta esto: